La Piratería en México y su regulación

La piratería de las obras protegidas por los derechos de autor se regula en México a través de infracciones administrativas y/o a través de delitos.

En el primer caso de acuerdo a la Ley de la Propiedad Industrial constituye una infracción en materia de comercio producir, reproducir, almacenar, distribuir, transportar o comercializar copias de obras, fonogramas, videogramas o libros, sin la autorización de sus respectivos titulares. Tome en cuenta que no se menciona la palabra dolo o forma dolosa.

Dicha infracción en materia de comercio la sanciona el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial (IMPI) con multa de cinco mil hasta cuarenta mil días de la Unidad de Cuenta de la Ciudad de México.

En el segundo caso, el Código Penal Federal regula los delitos en materia de derechos de autor y dispone en el título vigésimo sexto que:

A quien use en forma dolosa, con fin de lucro y sin la autorización correspondiente obras protegidas por la Ley Federal del Derecho de Autor se le impondrá de seis meses a seis años de prisión y de trescientos a tres mil días de multa.

A quien produzca, reproduzca, importe, almacene, transporte, distribuya, venda o arriende copias de obras, fonogramas, videogramas o libros, en forma dolosa, con fin de especulación comercial y sin la autorización de los respectivos titulares se le impondrá de tres a diez años de prisión y multa de dos mil a veinte mil días. Igual pena se impondrá a quienes, aporten o provean de cualquier forma, materias primas o insumos destinados a la producción o reproducción de obras, fonogramas, videogramas o libros pirata.

A quien venda a cualquier consumidor final en vías o en lugares públicos, en forma dolosa, con fines de especulación comercial, copias de obras, fonogramas, videogramaso libros, se le impondrá de seis meses a seis años de prisión y de cinco mil a treinta mil días de multa.

Y también dispone, que al que a sabiendas y sin derecho explote con fines de lucro una interpretación o una ejecución se le impondrá de seis meses a dos años de prisión o de trescientos a tres mil días multa.

Los delitos arriba descritos se persiguen de oficio.

Anteriormente la piratería consistía en comercializar obras a escala comercial de ejemplares físicos y sin autorización de los respectivos titulares. Actualmente se está tratando de homologar dicho concepto a las obras comercializadas digitalmente.

Para mayor información comunícate con María del Carmen Reyes a través de los medios de contacto disponibles en la página web registrodemarcasypatentes.com.mx